Mar de la Ribera

Mar de la Ribera

El restaurante Mar de la Ribera es un restaurante de pescado y marisco situado junto a la iglesia de Santa Maria del Mar, en el corazón de Barcelona. Pescado y marisco a la plancha, delicioso y fresquísimo (no os perdáis los berberechos), surtidos de fritos (nada aceitosos y sabrosos), paellas, verduritas a la plancha y fritas… y muchas cosas más.

Mar de la Ribera

Si os perdéis por Barcelona, acercaros y entrar. Es pequeño, acogedor, y la propietaria es una persona muy cariñosa.

Senyor Parellada

Senyor parelladaSenyor-Parellada-TARGETA

El Senyor Parellada es un restaurante barcelonés especializado en comida tradicional catalana. Como ya os adjunto su dirección web, no voy a contaros cosas que podéis consultar en su página. El personal del restaurante es muy profesional y cercano. Se come muy a gusto y todo funciona a la perfección. Además, es de los pocos restaurantes a los que he ido con una excepcional relación calidad-precio.

Hablemos de la carta. Cambia cada temporada, así que encontraréis una carta primavera-verano y otra otoño-invierno.

Carta

En la carta primavera-verano 2013, por ejemplo, encontraréis los platos de siempre y una gran variedad de primeros y segundos de temporada. Fuera de la carta ofrecen cada día un arroz diferente y dos o tres platos del día.

Para picar, diez tentadoras propuestas: longaniza del Pallars, anchoas oros y bastos, tacos de bacalao, calamares negros a la romana con all i oli, croquetas formidables (de veras que los son), mejillones de roca a la arrabiatta, kokotxas de merluza ibéricas, cucurucho de verduras Cala Sila, gambita de Arenys a la plancha y platillo de jamón de bellota.

Estos son algunos de platos estrella de la fonda, que siempre encontraréis en la carta: la escudella i carn d’olla (cocido catalán), los caracoles de la Vinya del Senyor, los macarrones de rustido y sofrito de siempre, los canelones de la Fonda Europa de Granollers, la paella Parellada, la butifarra del Pallars con judías del ganxet, el nido de manita de cerdo con sepia y pelota (el Platillo de Guti, en la carta desde 1983) y el cordero del Montseny a las doce cabezas de ajo.

Hay productos que nunca faltan, como las carrilleras y el morro de ternera, el pato, el bacalao, la merluza, el rodaballo o el rape, pero cocinados con los productos de temporada.

Y llegamos a los postres, para los que conviene dejar un rinconcito, porque son una auténtica delicia. Yo soy fanática de la coca de Llavaneres, una delicia de coca crujiente y rellena de crema, que sirven con un delicioso helado de crema. Antonio, en cambio, es fanático de la crema catalana (y con razón, una de las mejores de la ciudad, como poco). Por cierto, el plato en el que sirven la crema catalana me tiene robada el alma. Pero hay más cosas en la carta: tartas, flan, pudding, sorbetes… Yo como badalonesa adoptiva, os recomiendo el sorbete de Anís de Mono, ¡un puntazo!

La carta de vinos es fantástica, con buenos vinos de la casa, y a buen precio, y una extensa selección de DO catalanas, una selección de DO españolas correcta y algún que otro vino francés y austriaco. Algunos de los vinos también cambian cada temporada. La carta de cavas es correcta.

Carta de postres

Bocadillo cántabro

a75a69da725f4e23bdb04cb36b5b59a6

– 2 rebanadas de pan de molde negro

– 1 tomate pequeño

– 1-2 lonchas finas de queso gruyere (depende del gusto)

– 5-6 filetes de anchoas (depende del tamaño)

Cortar en rodajas finas el tomate. Disponer sobre una de las rebanadas de pan el tomate, el queso y los filetes de anchoa. Cerrar con la otra rebanada y aplastar un poco para que quede bien cerrado.

Restaurante Alt Heidelberg

Ronda de la Universitat, 5 (Barcelona)