Primavera en crudo

La primavera, de Sandro Botticelli.

El verano pasado hice mi primera colaboración con Margarita: Verano, rojo, sandía.

Colaborar con Margarita siempre es especial. Cada propuesta de colaboración es una invitación a conocer un poco más la medicina tradicional china, a buscar con avidez en mis libros de cocina y descubrir nuevas formas de preparar los alimentos. En este caso la palabra es… CRUDO.

Hoy, en su nuevo postSabor a primavera, descubriréis cuál es el elemento de la primavera en la medicina tradicional china y qué alimentos son los más adecuados para esta estación. Es una forma más de disfrutar de los frutos de una estación en la que se produce la explosión de la vida.

Yo, con este menú que he preparado, os invito a una explosión de sabor.

 

Ensalda Waldorf

La ensalada Waldorf se creó en 1893 en el Hotel Waldorf de Nueva York. El maître d’hôtel Oscar Tschirky reclamó su autoría.

Así era el Waldorf Astoria en aquella época, en su antiguo emplazamiento. Dibujo de Joseph Pennell.

He escogido esta receta porque es de las pocas que utiliza apionabo en vez de apio para su elaboración. Esta es una ensalada crujiente y refrescante, el apionabo estalla en la boca, sus perfumes anisados y terrosos combinan delicadamente con la acidez de la manzana y la untuosidad de la salsa. ¡Seguro que os va a encantar!

Ingredientes 

500 g de apionabo, 100 g de nueces sin cáscara y 2 manzanas ácidas

Para la salsa: 4 cucharadas de mayonesa, 4 cucharadas de crema de leche, 1 cucharada de vinagre de vino blanco, el zumo de ½ limón, sal y pimienta recién molida

Preparación

Pelar el apionabo y con la mandolina cortarlo en láminas de no más de 3 mm de grueso. Cortar después en juliana. Hacer lo mismo con las manzanas.

Colocar las tiras del apionabo y la manzana en un cuenco y mojar con el zumo de limón. Mezclar bien. A continuación agregar las nueces cortadas gruesamente. Mezclar de nuevo.

Hacer una mayonesa con todos los ingredientes para la salsa. Incorporar a la ensalada y mezclar concienzudamente.

Dejar reposar en fresco como mínimo una hora.

 

Ensalada de alcachofas y parmesano

Ingredientes 

6-8 alcachofas muy tiernas, 100 g de queso parmesano y unas hojas de perejil

Para el aliño: vinagre balsámico de Módena, aceite de oliva virgen extra, sal y pimienta recién molida

Preparación

Preparar las alcachofas de forma que queden solo los corazones blancos. Cortar estos en láminas muy finas y echarlas en un cuenco con agua y perejil para evitar la oxidación. Cortar el parmesano en virutas.

Escurrir bien las alcachofas, secándolas con un trapo.

Hacer el aliño con los ingredientes que se indican. Juntar las alcachofas con el queso y aliñar. Mezclar con cuidado y servir de inmediato.

 

Fresas Romanoff

Ingredientes 

500 g de fresas o fresones (yo he escogido frambuesas), 4 cucharadas de curaçao y 4 cucharadas de zumo de naranja

Para la crema Chantilly: 1,5 dl de crema de leche espesa (para montar) muy fría, 1 cucharada de azúcar lustre y 1 cucharada de azúcar vainillado

Preparación

Lavar las fresas y retirarles el pedúnculo. Ponerlas en un cuenco y rociar con el curaçao y el zumo de naranja. Remover con delicadeza, cubrir el cuenco con film y dejarlas reposar en el refrigerador durante 4 horas como mínimo.

Antes de servir, batir la crema de leche muy fría con los azúcares, hasta obtener una nata firme.

Repartir las fresas y su líquido de maceración en cuencos de cristal individuales y cubrir con la crema Chantilly. Servir enseguida.

Sugerencia

En vez de emplear azúcar lustre y azúcar vainillado, yo decidí aromatizar azúcar blanco con vainilla natural. Para dos cucharadas de azúcar empleé 1/3 de vaina de vainilla. Abrir la vaina verticalmente y con la ayuda de la punta de un cuchillo extraer todas las semillas. Mezclar las semillas y la vaina con el azúcar y dejar reposar 2-3 horas, para que el azúcar se impregne del aroma de la vaina y las semillas. Retira los trozos de vaina del azúcar antes de mezclar con la crema. No tires esas vainas, ya que te servirán para aromatizar otros postres.

Para acompañar esta explosión de sabores y dar la bienvenida a esta nueva primavera os propongo un cava, Cuvée de Carol 2009 de la bodega Parés Baltà.

Y como siempre, os dejo con los libros que me han inspirado estas delicias.

Verano riojano

01

Este verano, como muchos ya sabéis, hemos estado en La Rioja. Han sido 15 día magníficos, llenos de descubrimientos de todo tipo, de algunos de los cuales os quiero hablar. Se acercan las vacaciones de Semana Santa, y quizás os apetezca un viaje a La Rioja. Si es así, sin duda esta pequeña crónica os puede ayudar.

Lo mejor de este viaje, sin ninguna duda, ha sido el Cicerón de lujo que hemos tenido, Juan Cuatrecasas, al que de nuevo quiero agradecer su generosidad. Sin ti este viaje no hubiera sido lo mismo.

img_7518

Si no conocéis el blog de Juan, tenéis que visitarlo. En El alma del vino encontraréis vinos y mucho más.

Campamento base 1: Haro

img_7343

Nosotros llegamos a Haro en tren, y creedme, no hay mejor entrada a esta ciudad. Bajas del tren y estás en el corazón del Barrio de la Estación. El Barrio de la Estación está formado por siete bodegas. Dedicamos tres mañanas a descubrir los vinos de algunas de ellas.

Descubrir los vinos de Roda (y el aceite) fue maravilloso.

Pasamos una agradable y larga mañana de domingo probando los vinos de Gómez Cruzado, para mi otro grato descubrimiento, con bautismo de vino incluido 😉

Visitamos dos de las bodegas de este barrio tan particular: Bodegas Bilbaínas

y Muga.

08-muga

La visita a Muga fue muy especial, porque nos mimaron mucho. Fue un placer conocer a Ana, siempre es emocionante conocer personalmente a las personas que hay detrás de las redes, y fue un lujo visitar la bodega de la mano de Cristina. ¿Os apetece dar un paseo por Muga?

Nuestro primer contacto con las viñas fue una preciosa caminata desde Haro hasta Briones, donde visitamos el Museo Vivanco de la Cultura del Vino.

Otro paseo que os recomiendo es el que va de Haro a Briñas, por las orillas del Ebro (GR99, Caminos del Ebro).

Quedaron muchas visitas que hacer, muchos caminos por andar y muchos vinos por descubrir. Por suerte tenemos un maravilloso tren Barcelona-Haro, así que ya estamos haciendo planes para una nueva escapada 🙂

12-haro_nubes

Campamento base 2: Laguardia

13-laguardia

Llegamos a Laguardia en autobús, atravesando viñas y viñas y más viñas. En nuestro primer día en Laguardia dimos un largo paseo por las lagunas de Laguardia, sin duda la mejor forma de tomar contacto con esta población y con sus viñas.

El segundo día de nuevo nos calzamos las botas de caminar, esta vez para ascender por las montañas (ruta Laguardia-Lagrán-Laguardia).

Desde Laguardia visitamos varias bodegas: Marqués de Riscal, Viñedos del Contino, El Mozo Wines y Casa Primicia.

Y es sobre estas dos últimas que os voy a hablar. Visitamos El Mozo Wines con Juan. Gorka nos enseñó la bodega y las viñas. Fue una bonita mañana llena de descubrimientos, y uno de ellos nos lo llevamos a casa: El cosmonauta y el viaje en el tiempo. A los pocos días de llegar a casa la abrimos, con alguien especial y un menú muy particular, que pronto tendréis en el blog. De momento os dejo con un paseo por su bodega y sus viñas.

El último domingo en Laguardia visitamos Casa Primicia. Si vais a Laguardia tenéis que visitar esta bodega, nunca había visto nada tan especial. Mikel hizo que la visita fuera emocionante y muy hermosa, su pasión y su cultura cala desde el primer momento en ti, y te entregas a este viaje por los calados subterráneos entre piedras, madera y bellas historias.

No había probado nunca sus vinos, y fueron otro grato descubrimiento. Carravalseca… al probarlos volvió a mi cabeza nuestro paseo por la laguna; estos vinos no se me van a olvidar nunca. De vuelta en casa volvimos a sentir la calidez y la sal de la laguna, pero de esto os hablaré en otro momento, porque este vino y el Graciano tuvieron dos menús especiales.

Por cierto, en Laguardia me aficioné a la pelota vasca. Aún echo de menos los atardeceres en el frontón…

Temas a parte son la visita a la quesería Los Cameros, en Haro,

y las cenas en Los Parajes, donde volveremos para alojarnos en su precioso hotel (cosa que no hicimos esta vez) y para volver a disfrutar de unos profesionales magníficos y una comida deliciosa.

Tanto la quesería Los Cameros como Los Parajes tendrán también una entrada en el blog.

Poco a poco he ido reconstruyendo este viaje, y he vuelto a disfrutar de muchos de los momentos que vivimos y de las personas que conocimos y nos dedicaron unas horas de su vida. Haro y Laguardia bien valen un viaje, y dos, y tres 🙂 Si aún no habéis estado, no lo dudéis, disfrutaréis. Y si ya habéis estado… ¡a que esperáis para repetir!

23-fin

Can Ràfols dels Caus & La Marató de TV3

foto-1

Este año La Marató de TV3 está dedicada al Ictus y a las lesiones medulares y cerebrales traumáticas.

Mi tieta, a la que quería mucho, murió, ya mayor, después de sufrir un Ictus. Antonio y yo hemos perdido dos amigos, jóvenes, que tuvieron un Ictus.

Carlos Esteva, propietario de Can Ràfols dels Caus, sufrió hace más de un año un Ictus del que se está recuperando.

Este año Can Ràfols dels Caus se suma a los miles de voluntarios que, como cada año, participan de diferentes formas en beneficio de La Marató. Can Ràfols ha organizado el domingo 18 de diciembre, a las 12 h, una cata diferente y divertida. Durante una hora disfrutaremos en un entorno precioso de cuatro de sus vinos y de unos maridajes excepcionales: música y esperanza.

Si estás interesad@ en asistir puedes descargarte AQUÍ la información completa.

la-marato-25-cacabecera

foto-3

Can Marlès

Hay días especiales, y sin duda el que pasamos en Can Marlès lo fue. Can Marlès es una bodega de producción ecológica en el corazón del parque natural del Montmell (Baix Penedès). Nada más llegar a la bodega el paisaje te impacta sobremanera. Estar rodeada de montañas y de viñas nunca deja indiferente al cuerpo y al alma. Realmente está ubicada en un lugar privilegiado.

Nos recibe Lucía, directora de marketing y promoción de Can Marlès. Y de inmediato aparece Miguel, el propietario, que nos acompañará durante toda la jornada.

La Masía de Can Marlès, a pocos metros de la bodega, es una verdadera joya, que ha sido restaurada con gusto y un gran respeto por el entorno y la arquitectura original.

Allí nos espera un cóctel de bienvenida con Vermut Miró y Vermouth Padró & CO. Lucía nos habla de la historia del municipio del Montmell y de Can Marlès.

En Can Marlès tienen el proyecto de convertirse en un gran centro de turismo rural, con el vino como elemento principal, y apuestan por los productores de cercanía. Es por eso que pudimos conocer el trabajo de algunos pequeños productores. Probamos las delicosas mermeladas que hacen Imma y Esther, Les Filos, y también el aceite Torclum, de Jordi.

También conocimos, tengo que confesaros que me parecen preciosas, las servilletas de MYdrap, unas servilletas de algodón en rollo, precortadas y lavables, fabricadas en alegres colores. Para esta ocasión escogieron los colores del otoño y la viña.

Una vez repuestos del viaje iniciamos un paseo por las viñas, que acabó en Cal Puig. En la actualidad en Can Marlés ya hay una pequeña casa rural, con dos habitaciones y todo tipo de comodidades. Ahora inician un bonito y ambicioso proyecto, el de rehabilitar el resto de masías (seis en total), convertir una de ellas en hotel rural y el resto en casas rurales unifamiliares. Y han empezado por Cal Puig. Marc Andreu, el arquitecto, nos explica el proyecto.

Llega la hora de visitar la bodega y probar sus vinos. En esta bodega, situada a 500 metros de altitud, se producen tres vinos: Chardonnay, Ull de Llebre (Tempranillo) y un vino blanco elaborado con Sauvignon Blanc. Los tres pertenecen a la D.O. Penedès. Pepa Menchón, la enóloga, guía la cata.

Ya se ha hecho de noche.

Unas horas antes, nada más llegar a Can Marlès, me he colado en la cocina, para ver qué nos estaba preparando Sergi.

A estas alturas de la noche solo pienso en las delicias que nos ha preparado. Lucía y Sergi han dedicado mucho tiempo y mucha ilusión en la planificación de este menú. Menja’t el Montmell (Cómete el Montmell) es, como habéis visto, una orgía de colores y sabores, un menú elaborado con productos de la zona, un canto al Montmell.

61

Tras la cena, una velada lírica inolvidable, dirigida por el crítico musical Jordi Madaleno, con la voz de Carles Pachón y Josep Buforn al piano, que interpretan piezas de G. Rossini, W.A. Mozart, V. Bellini, G. Bizet y A. Thomas. Un maravilloso final para una jornada inolvidable.

Miguel y Lucía, dos grandes anfitriones, nos han contagiado a todos su ilusión por este proyecto. Estoy deseando ver cómo poco a poco se hace realidad. Si queréis descubrir el Montmell, sin duda en Can Marlès lo podréis hacer, rodeados de personas llenas de pasión e ilusión. Can Marlès es un lugar para alejarse del ajetreo, descansar y disfrutar, por unos días, de la naturaleza y de paz.

34

Verema Solidària

foto-1

Un año más empieza la vendimia, y este año quiero hablaros de una vendimia muy especial, una vendimia solidaria.

Este proyecto nos ofrece la oportunidad de vivir una experiencia única, que vincula territorio, vino y sensibilidad social, una experiencia lúdica y solidaria con la uva y el vino como protagonistas.

En la web de Verema Solidària encontraréis toda la información sobre este proyecto: cómo participar en la vendimia, las entidades beneficiarias y los patrocinadores.

Así nos explican este proyecto en su vídeo promocional.

Y en este otro vídeo, Clara nos habla sobre la experiencia de vendimiar.

La vendimia será el 25 de septiembre, en la bodega Finca Parera de Sant Llorenç d’Hortons. Los participantes tendrán la oportunidad de vendimiar a mano, guiados por sumilleres y por estudiantes de sumillería del CETT, que serán sus cicerones durante todo el día. Será una oportunidad única para aprender sobre los trabajos en la viña y la elaboración del vino, por no hablar de lo maravilloso que es una comida entre viñas.

Os dejo los enlaces para los que queráis participar en esta vendimia solidaria. Y para los que estáis lejos pero queréis aportar vuestro granito de uva, existe la Fila 0. También han incluido otras posibilidades de colaboración. En definitiva, pasen y vean.

ENLACE

ENLLAÇ

foto-2

#SlowBadalona

LOGO

Hace más de un año ya de #SlowSitges. Aquel sábado fue un gran día y, en muchos casos, el inicio de una amistad. Este año quería organizar una nueva jornada slow, y decidí que sería en mi ciudad, Badalona.

#SlowBadalona era un gran reto para mi, y me brindaba la oportunidad única de conocer mejor mi ciudad. Dos son los motores que pusieron en marcha esta aventura y se llaman Ignasi y Marc. De su mano he descubierto una Badalona muy viva, totalmente desconocida para mi, vinculada al espíritu del movimiento Slow Food-km0 y al cooperativismo. Ignasi es una parte muy importante de La Sargantana, y me ha conquistado con su sincera, sencilla y deliciosa cocina. Marc es también cocinero, y miembro muy activo de Slow Food Barcelona. Gracias Ignasi por encontrar siempre un rato para sentarte con nosotros y escuchar pacientemente mis planes. Gracias Marc por implicarte enseguida en esta aventura, sumar energías a este proyecto y compartir generosamente tu tiempo con nosotros.

Y ahora, es el momento de iniciar este viaje, que nos depara pequeñas maravillas. Quiero que conozcáis a todos y cada uno de los protagonistas de esta jornada, con un único deseo: que después de acompañarme por estas líneas sintáis el deseo de hacer un hueco en vuestra agenda para el viaje real, para hacer vuestro #SlowBadalona.

Conreu Sereny

logocolordef sol cooperativa

Sant Jeroni de la Murtra es nuestro punto de encuentro.

IMG_5699

Aquí es donde está Conreu sereny, una cooperativa de trabajo asociada, con un proyecto muy necesario de agroecología y justicia social. Ignasi fue quien me habló de Conreu Sereny y quien me puso en contacto con Dolors Clotas, miembro de la cooperativa. Fue un verdadero placer compartir esa mañana con Dolors, y oírla hablar de la historia de la cooperativa y de sus proyectos.

IMG_5766

Alberto, quizás lo conozcáis más por Kykeon, ha hecho una buena crónica de nuestra visita a Conreu Sereny, y como yo no voy a hacerlo mejor, os dejo con su crónica: Conreu Sereny, agricultura ecológica muy cerca de la ciudad.

Antes de visitar Conreu Sereny ya les había comprado en alguna ocasión una cesta de frutas y verduras. ¡Son sensacionales!

Los que tenéis vehículo podéis visitar la parada que montan cada viernes y sábado en Sant Jeroni.

Anís del Mono

IMG_5706

De la montaña al mar. Abandonamos el remanso de paz que es Conreu Sereny para visitar la fábrica de Anís del Mono, una visita obligada por el valor patrimonial y gastronómico del lugar.

Fue un verdadero lujo que Antonio Guillén, el director de la fábrica, nos acompañara en la visita. Con verdadera maestría y fino sentido del humor, Antonio nos narró la historia de Anís del Mono,

y nos explicó de forma magistral cómo se elabora el anís (y los Aromes de Montserrat y la ratafía de Montserrat).

Tengo que agradecer al Grupo Osborne las facilidades que me ha dado para organizar esta visita y, sobre todo, que nos pusiera en manos de Antonio.

IMG_5764

La Sargantana

Y tras un paseo por Badalona, llega el momento de sentarnos a la mesa en La Sargantana, un restaurante-cooperativa totalmente comprometido con los productos km0. La Sargantana no abre los mediodías, pero hizo una excepción para la ocasión, todo un privilegio.

IMG_5744

De La Sargantana hace mucho tiempo que os quiero hablar en el blog, pero de momento no he podido hacerlo. Eso sí, los que me seguís por Twitter ya habréis visto las delicias que cocinan Ignasi y Anna. Anna es también la sumiller. Para mi ha sido muy importante encontrar, cerca de casa, a una sumiller tan sabia y discreta como ella y de la que tengo mucho que aprender.

Nos prepararon un menú excepcional, del que yo no sabía nada. Bueno, no digo del todo la verdad. Le pedí a Ignasi que incluyera en el menú degustación el bacalao a la badalonina, por el que tengo verdadera pasión. ¡Mirad que sinfonía de delicias disfrutamos!

Mejillones de roca, receta de Apicio, y bonito de la lonja de Badalona al horno con guisantes.

Bacalao y pulpo a la badalonina.

IMG_5768

Cordero al horno con cebolla, dátiles y miel.

IMG_5767

Mousse de mató con albaricoques confitados en Anís del Mono y brioche de fresas.

IMG_5770

Y estos son los vinos que Anna escogió para este festín, todos ellos de Alella Vinícola.

Muchas gracias MrSushi, Conreu Sereny, Dolors, Grupo Osborne, Antonio, Ignasi, Anna y Marc. Vosotros habéis hecho posible este precioso día.

Y gracias a todos mis compañeros de viaje. ¡Estoy deseando embarcarme con vosotros en otra aventura!

Por cierto, las dos fotos de grupo no recuerdo de quién son, pero… ¡gracias por el préstamo! 😉

LOGO

Y tú, ¿eres una persona curiosa?

ROSAMARI_ETS_CURIOSA

En abril recibí un correo especial en el que sin tapujos me preguntaban: “¿Rosa María, eres curiosa?”

Núria me conoce, sabía que no iba a poder resistirme a su propuesta. En febrero Albet i Noya lanzaron al mercado la nueva imagen de los vinos Curiosos (antes denominados Clásicos). Su intención es ofrecer al mercado una imagen renovada, moderna y mucho más fresca de sus productos.

curiosos_ca_home

El nombre Curiosos es también una declaración de intenciones ya que responde a la filosofía de la bodega que empezó a hacer vinos ecológicos en la década de 1970, cuando prácticamente nadie había oído hablar nunca de la agricultura ecológica. De esta aventura hace ya casi 40 años.

Y como buenos curiosos que son, querían saber qué pensaba de este cambio. Por eso me enviaron una botella de su rosado.

Vosotros mismos habéis podido ver la campaña que han hecho, una campaña alegre y desenfadada, como su trío de vinos. Una campaña y unos vinos que buscan conquistar los corazones de los consumidores jóvenes y de los curiosos 🙂

A mi Curiosa Rosado 2015 me ha gustado mucho, me parece un vino ideal para una cenita de verano, una cena fría y llena de colores. ¿Qué os parecen el rosa y el verde? Creedme, os va a encantar esta combinación 😉

Torta di piselli con pinoli

(Pastel de guisantes con piñones)

IMG_4923

Ingredientes (para cuatro personas): 400 g de guisantes, 50 g de piñones, 4 huevos, 2 cucharadas de perejil picado, 1 guindilla pequeña, 100 g de parmesano rallado, 2 cucharadas de pan rallado, aceite de oliva virgen extra, sal, pimienta negra recién molida y mantequilla

Preparación

1. Hervir los guisantes en agua con sal durante 5 minutos y escurrirlos. Separar unos cuantos y con el resto hacer un puré.

2. Separar las yemas de los huevos y reservar las claras en la nevera.

3. Mezclar las yemas con el puré de guisantes, el perejil, la guindilla triturada y el parmesano hasta obtener una masa uniforme. Salpimentar al gusto.

4. Batir las claras a punto de nieve e incorporar a la mezcla, con cuidado. Verter la masa en un molde de unos 26 cm de diámetro (yo escogí un molde cuadrado) y distribuirla de forma homogénea.

5. Espolvorear los piñones, el pan rallado y los guisantes reservados por encima. Distribuir con cuidado sobre la masa unas nueces de mantequilla.

6. Cocer en el horno precalentado a 180ºC durante 35 minutos.

Este pastel puede servirse caliente o frío. Frío, acompañado con una ensalada, es una colorida y sabrosa cena de verano, digna de nuestra amiga Curiosa 😉

Los crostini de aperitivo le sentaron de maravilla.

IMG_4939

El pastel está inspirado en una receta de este magnífico y precioso libro.

IMG_4925

Es una receta ideal para personas muy curiosas, ya que admite muchas modificaciones. Y tú, ¿eres una persona curiosa? Si te tienta la receta y decides hacerla, no te olvides de explicarme tus tuneos 🙂

IMG_4937